sábado, 22 de agosto de 2009

Brecht dixit.

Alguien le preguntó al señor K. si Dios existía. El señor K. le dijo: "Te aconsejo que reflexiones si la respuesta a esa pregunta afectaría a tu comportamiento. Si no lo hiciera, podemos olvidarnos de la pregunta. Si lo hiciera, puedo ayudarte como mínimo diciéndote que ya has decidido: tú necesitas un Dios."

Historias del señor Keuner.
Bertolt Brecht.

No hay comentarios:

Publicar un comentario